Chanel, mi gran decepción

Toda mi vida había idolatrado a Karl Lagerfeld. Desde la genialidad de sus diseños, hasta el cuidadoso manejo de su imagen, el kaiser era mi persona favorita en la industria de la moda, hasta hace unos días que vi la colección resort 2012… terrible. No hay fluidez en la colección, los cortes están deformes, las telas de algunos trajes se ven naquísimas… en fin, caos total. Se me hace inconcebible que una marca que representa el lujo en su máxima potencia pueda verse tan barata. Por suerte para el señor Lagerfeld, no todo está perdido. Aquí unas de las pocas piezas que siguen siendo maravillosas.

Éste (arriba) me encanta, pero..¿wtf con los zapatos?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en MODA y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.